jump to navigation

Recreando la Historia julio 10, 2007

Posted by jpgarnham in Mario Contreras, Noticias de 2007, Trabajo final.
trackback

El último film de Ricardo Larraín, sobre la vida de Bernardo O’Higgins, ha ayudado a acercar a la gente a los héroes de nuestra nación.
Por Mario Contreras

Con una inversión cercana a los 130 millones de pesos, más de veinte días de rodaje y más de un año de trabajo en la elaboración del guión, se estrenó el domingo cinco de abril, a las 22 horas por Canal 13, el telefilm dirigido por Ricardo Larraín: “O’Higgins, vivir para merecer su nombre”.
La idea de hacer este tipo de película se generó dentro del proyecto Bicentenario de Canal 13. Según Eliana Rozas, ex Directora Ejecutiva de la cadena televisiva, fue «en la línea de buscar un contenido que diera cuenta de lo que hemos sido los chilenos y al mismo tiempo se hiciera cargo del tenor general del proyecto Bicentenario que tiene que ver con la humanidad de Chile».
Así nació la propuesta de crear relatos sobre connotados chilenos de la historia: Bernardo O’Higgins, José Miguel Carrera, Manuel Rodríguez, Diego Portales, Balmaceda y Arturo Prat; La serie “Héroes, la gloria tiene su precio”.
Ésta creció dentro de la Comisión del Proyecto Bicentenario del canal y con forma de ficción para «hacerlo más atractivo para la audiencia», como explica Rozas. Que «contribuye a acercarlo a los códigos más habituales de consumo audiovisual que tiene la gente más joven», acota.
Opinión que respalda Rene Millar, profesor de Historia de la Universidad Católica, quien cree que: «es valioso que se realicen series con este tipo de temas, porque los héroes cumplen el papel de modelos. Son personajes que reúnen una serie de valores que han sido importantes en la configuración de una identidad nacional».
Con ese planteamiento, Canal 13 encargo la misión de retratar a estos seis personajes a cuatro directores. Entre ellos, Ricardo Larraín, quien eligió a O’Higgins, pues además de atraerle lo «polémico» que le parecía el personaje y que de tanto saber de él no sabía realmente quién era éste. Para él, O’Higgings era el «ilustre desconocido».
De esa manera, Larraín se contactó con el guionista Andrés Kalawski, debido a trabajos en conjunto que habían realizado anteriormente. Él lo ayudaría realizar los films de O’Higgins y Prat, pero como el guionista tardó un año y tres meses en el guión del primero y debido al poco tiempo que el director tenía para realizar ambos proyectos, llegaron a la conclusión de que Kalawski no escribiría Prat.
Lo primero que hizo fue informarse y discutir sobre lo que querían lograr con la película. Luego de eso vieron «todo lo que podía rendir dramáticamente y teniendo todo ese conjunto, empezamos a buscar alguna clase de estructura que pudiera contener al menos una parte de eso», asegura el guionista.
Para ello leyeron libros de Vicuña Mackenna, Barros Arana y Eyzaguirre, que según él son «las bases más habituales», pero a pesar de haber leído mucho, piensa que fue insuficiente. Además, en la tarea de recrear la historia, Canal 13 dispuso de un equipo de historiadores para apoyar a las seis producciones.
Al escribir el guión se encargaron de «llenar el vacío lógico» entre los sucesos históricos, según Larraín. Imaginando los hechos de la vida privada del personaje. «Yo estoy haciendo una película, no estoy haciendo historia. Historia hizo O’Higgins y, en ese caso, hay una definición clarísima: esto es ficción», aclara el guionista.
El rodaje duró 23 días. Dos de ellos en la otrora Casa de Gobierno en los tiempos de O’Higgins (el Museo Histórico Nacional). El resto en Talca, en el Museo Huilquilemu y en el Museo O’Higginiano y de Bellas Artes. Ahí crearon sets de la oficina de O’Higgins, su casa, habitación, el regimiento y el patio principal lo adaptaron como el acceso principal de la hacienda Albano.
Para retratar el período en que se desarrolla la película, la producción recibió apoyo de la Municipalidad de Talca. «Ayudó a ambientar la casa en el Museo O’higginiano, al cual le echamos tierra a la calle por fuera para ambientarlo de época, tapamos el pavimento», cuenta Larraín.
En el rodaje participaron más de cincuenta personas que dormían en un internado facilitado por la Municipalidad de San Javier. Ahí les prestaron dos habitaciones con alrededor de veinte camas cada una, teniendo que asignar una para los hombres y la otra para las mujeres. Ahí todo el equipo, incluyendo técnicos, directores y productores, se vieron obligados a adaptarse a los baños y dormitorios comunitarios.
La producción tuvo un costo total cercano a 130 millones de pesos, de los cuales Canal 13dio 86, por contrato. «Yo no gané ningún peso como director, porque mi sueldo lo aporté a la producción», afirma Larraín, quien además de no ganar dinero con la película, obtuvo una pérdida de alrededor de 10 millones. Déficit que asegura no haberle importado mucho, pues considera que el proyecto fue «una contribución, mía y de mi productora, al realizar un proyecto que consideraba importante». Tal como lo piensa Kalawski.
«A mí me parece una lástima que sólo haya esta película de O’Higgins y antes lo que hizo Tenison Ferrada en la tele en los sesentas» afirma el guionista, quien cree que es necesario la existencia de algún relato de la historia de nuestro país. «Uno no puede vivir sin contarse la historia de su familia, de su nación, de sí mismo», explica Kalawski.
A su parecer, cuando «reinventamos el pasado, lo que hacemos es inventar una idea de lo que deberíamos ser hacia adelante como país, pensando en la misión que nos legaron o los errores que nos legaron nuestros ancestros”.

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: